sábado, 6 de marzo de 2010

Epitafio

Gracias a Món de llibres he descubierto el epitafio que escribió Robert L. Stevenson 14 años antes de morir en la isla de Samoa y que está grabado sobre su tumba:

RÉQUIEM
Bajo el inmenso y estrellado cielo,
cavad mi fosa y dejadme yacer.
Alegre he vivido y alegre muero,
pero al caer quiero haceros un ruego.
que pongáis sobre mi tumba este verso:
Aquí yace donde quiso yacer;
de vuelta del mar está el marinero,
de vuelta del monte está el cazador.

1 comentario:

Xicarandana dijo...

Hauríem de viure de manera que ens ho poguessin posar també a la nostra tomba.